¿Cuántos votos se necesitan para conseguir un escaño?

http://politica.elpais.com/politica/2015/12/21/actualidad/1450685203_335811.html?id_externo_rsoc=TW_CM

Izquierda Unida necesita 461.000 sufragios para obtener un diputado. El PNV es el partido que menos sufragios requiere para tener representación: 50.200 papeletas

El líder Unidad Popular-Izquierda Unida, Alberto Garzón

El líder Unidad Popular-Izquierda Unida, Alberto G

¿Cuántos votos se necesitan para conseguir un escaño? La ley electoral favorece la concentración de sufragios en una sola circunscripción. Así se explica que Izquierda Unida (IU) haya obtenido tan solo dos escaños pese a conseguir 923.105 votos mientras que el Partido Nacionalista Vasco (PNV) ha logrado seis diputados con un tercio de los votos (301.585).

La formación liderada por Alberto Garzón es a la que más esfuerzo le supone conseguir un escaño —cada diputado le cuesta 461.552 papeletas— mientras que el PNV es el partido que necesita menos votos para lograr representación parlamentaria, logra un diputado cada 50.264 papeletas. De hecho, si IU hubiera concurrido junto a Podemos y las mareas podría haber rentabilizado más sus 923.105 votos al haber conseguido entre 12 y 14 diputados mas. Lo que habría dejado a Podemos y sus mareas como segunda fuerza política.

La Ley electoral permite que los votos tengan diferente valor según donde esté la urna. Un voto en Soria no vale lo mismo que en Madrid, por ejemplo. Este valor depende fundamentalmente de la circunscripción: el tamaño, la población y el número de partidos que se presentan por ese territorio. Al contrario de lo que se cree, la clave que determina el valor de un voto no es la ley D’Hont, sino el tamaño de las provincias. Así, en las circunscripciones más pobladas cuesta más conseguir un diputado mientras que en las menos habitadas se puede conseguir un escaño con menos sufragios. Los partidos más pequeños de ámbito nacional tienen dificultades para conseguir más representación porque sus votantes están más dispersos. Si pudieran concentrar todos sus sufragios en pocas circunscripciones obtendrían más representación.
IU y Ciudadanos ganarían con circunscripción única

En un sistema con una circunscripción única, en la que cada voto tiene la misma importancia, el resultado de las elecciones hubiera sido muy distinto y los grandes partidos perderían fuerza. En un cálculo simple, si dividimos los votos emitidos por el número de escaños a repartir, resultaría que serían necesarios 70.196 votos por cada escaño. Los grandes ganadores de este sistema de circunscripción única serían IU, que lograría 11 diputados más, y Ciudadanos, con 10 escaños más. Dicho de otra forma, son los más perjudicados por el sistema vigente.

El parlamento con un sistema de circunscripción única, y manteniendo la Ley D´Hont, quedaría de la siguiente forma: El PP obtendría 103 diputados en lugar de los 123 actuales; el PSOE, 79 en vez de los 90 cosechados ayer; Podemos y sus mareas, 73, cuatro más. Ciudadanos lograría 50 representantes, 10 más que ahora. ERC perdería un parlamentario y el PNV tendría dos menos. El Partido Animalista entraría en el Congreso con tres representantes y UPyD conservaría dos diputados y mantendría su presencia en el arco parlamentario. También entrarían en el Congreso con un diputado Candidatura Galega (Nos), Unió (el partido de Durán y Lleida) y Vox.

Al PP le cuesta menos

La media entre los grandes partidos muestra que al PP es al que menos le cuesta obtener una representación parlamentaria: 58.662 papeletas, prácticamente igual que en los comicios de 2011. El PSOE, por su parte, necesita 61.452 votos para conseguir un diputado, unos 2.000 sufragios menos que hace cuatro años.

Respecto a los nuevos partidos, que han irrumpido con fuerza en el panorama político nacional, a Podemos y sus mareas que han reunido 5.189.333 votos y 69 escaños, cada representación parlamentaria le cuesta 75.207 papeletas. A Ciudadanos, con 3,5 millones de votos, cada uno de los 40 diputados que ha conseguido le ha costado 87.511 votos.

Una de las consecuencias de este fenómeno lo sufre el Partido Animalista (PACMA), que a pesar de lograr 219.181 votos, el doble que en 2011 y más que Coalición Canaria o EH Bildu con uno y dos diputados respectivamente, no ha conseguido representación parlamentaria, porque sus votos están más desperdigados entre las circunscripciones y no están concentrados en los territorios como los dos partidos citados anteriormente. Algo parecido le ocurre a Unión Progreso y Democracia (UPyD), el partido liderado por Andrés Herzog, que pese a obtener 153.498 votos no ha obtenido ningún escaño.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s