Archivo de la categoría: Elecciones EE.UU

Se acentúan las divisiones entre delegados en la Convención Demócrata

David Brooks corresponsal

Filadelfia. Los llamados a la unidad dentro de la Convención Nacional Demócrata sonaron huecos para cientos de delegados de Bernie Sanders después de las revelaciones de intentos de la dirigencia del partido de obstaculizar su campaña durante los últimos meses, como por maniobras esta semana para suprimir expresiones disidentes y hasta sacar de un video y de la lista de oradores a una figura muy querida de esa campaña insurgente.

Hoy decenas de delegados, encabezados por integrantes del Sindicato Nacional de Enfermeras (NNU) -sindicato nacional de 190 mil agremiados que endosó a Sanders- acompañados por los actores Susan Sarandon, Danny Glover y Rosario Dawson abandonaron la arena donde se realiza la convención en protesta -segundo día en que hay este tipo de expresión disidente explícita.

“Este es un mal inicio después de que la dirigencia del partido insta a la unidad”, afirma a La Jornada Martha Kuhl, secretaria tesorera del NNU y delegada de Sanders del estado de California. Dijo que se salieron de la arena para protestar por maniobras de la dirigencia del partido de no permitir que Nina Turner -una líder nacional en la campaña de Sanders- tomara el podio ante la convención. “Eso es una gran falta de respeto para todos nosotros…. El comité nacional no está jugando bien”.

Kuhn explicó a La Jornada que más allá de esto, el NNU endosó a Sanders y se sumó a “su movimiento por la justiciaeconómica, racial, ambiental”, y, por lado de las enfermeras, la demanda de que haya un acceso garantizado a la salud por todos. “Él ahora apoya a Clinton, pero a la vez recordó que su movimiento continuará más allá de esta elección. Estamos aquí para llevar a cabo ese movimiento”.

Ayer decenas de delegados de Sanders abandonaron la Convención en protesta, y desde su primer día el pasado lunes dentro y fuera de esta arena se manifiesta la inconformidad de un sector de cientos de delegados y miles de simpatizantes de Sanders.

Se ven todos los días por las calles del centro de Filadelfia y en las afueras del perímetro de seguridad de esta arena, con pancartas afirmando “Hillary nunca” y “DNC [el comité nacional del partido) corrupto”. Insisten en que el DNC obró desde hace meses en contra de la campaña de Sanders, y correos electrónicos de sus más altos oficiales filtrados porWikileaks el fin de semana lo comprobaron, llevando a que la presidenta del partido tuviera que renunciar pocas hora antes de que ella inagurara la convención.

“Yo dejé el partido después de la presidencia de Bill Clinton, ya no aguantaba la agenda neoliberal, ni más guerras -y eso es lo que representa Hillary”, comenta una manifestante por Sanders en el centro de Filadelfia. “No puedo más, es hora de construir otro partido – este es solo más de lo mismo”. Dijo que votaría por la candidata presidencial del Partido Verde, Jill Stein -otra mujer.

No están abandonado a “Bernie”, y varios afirman que se sumarán a esfuerzos progresistas junto con él después de esta elección. Pero por ahora, afirman, tendrán que ser disidentes dentro de su partido, o salirse de él y buscar crear otras opciones fuera de lo que consideran un duopolio político corrupto.

Un activista en la alcaldía vende condones -con los símbolos de ambos partidos nacionales. Declara al público: “en esta elección, ambos partidos te van a chingar. Por eso, es hora de tener protección”.

Este contenido ha sido publicado originalmente por La Jornada, el 27 de julio de 2016, en el siguiente enlace: http://www.jornada.unam.mx/ultimas/2016/07/27/se-acentuan-las-divisiones-entre-delegados-en-la-convencion-nacional-democrata

Anuncios

INFRAGANTI 92. El sistema electoral de EE.UU. y la violación al derecho al voto

Publicado el 21 mar. 2016

Desde el proceso primario hasta la elección del presidente, el sistema de Estados Unidos supone la prevalencia del voto electoral por encima del popular. Ese principio constitucional basado en preceptos de hace más de dos siglos sería cambiado por un 62 por ciento de la población, según una encuesta Gallup.

Assange niega la participación de Rusia en el ‘hackeo’ de los servidores del Partido Demócrata

El fundador de WikiLeaks afirma que “en lo que deberían de centrarse los comentaristas es en lo que dicen los documentos sobre Clinton, Sanders y el Partido Demócrata”.

ulian Assange, fundador del portal WikiLeaks, ha asegurado que la información referente a la participación de Rusia en la filtración de 19.252 correos electrónicos y 8.034 archivos adjuntos que exponen al Partido Demócrata de EE.UU. es falsa, informa la cadena NBC. La publicación de esta información en WikiLeaks provocó la dimisión de la presidenta del Comité Nacional Demócrata, Debbie Wasserman Schultz.

“No hay ninguna prueba. No revelamos nuestra fuente. Y, por supuesto, esto es una cortina de humo que se está moviendo desde la sede de la campaña electoral de Hillary Clinton”, ha declarado Assange. El fundador de WikiLeaks apunta que lo verdaderamente relevante y “en lo que deberían centrarse los comentaristas es en lo que dicen los documentos sobre Clinton, Sanders y el Partido Demócrata”.

¿La nominación tiene legitimidad política?

“¿Habría ganado Hillary Clinton de todos modos? Quizá sí, quizá no. Creo que eso actualmente está completamente en el aire y que el resultado del proceso de nominación [del candidato demócrata a la presidencia] no tiene legitimidad política”, sentencia Assange.

  • El 22 de julio WikiLeaks publicó alrededor de 20.000 mensajes electrónicos de miembros del Comité Nacional Demócrata que revelaban discusiones de los políticos demócratas sobre cómo perjudicar al exrival de Hillary Clinton, Bernie Sanders.
  • La correspondencia demuestra que el Partido Demócrata apoyó inicialmente a Clinton y que impidió por todos los medios el éxito de Sanders en las primarias.
  • Tras la filtración, el Comité Nacional Demócrata de Hillary Clinton afirmó que ‘hackers’ rusos asociados con el Kremlin estaban detrás del ataque y que, además, habían actuado en interés de Donald Trump.

Este contenido ha sido publicado originalmente por RT Actualidad, el 26 de julio de 2016, en el siguiente enlace: https://actualidad.rt.com/actualidad/214321-assange-negar-rusia-democrata

Notas relacionadas:

WikiLeaks filtra más de 19.000 emails de los jefes de campaña de Hillary Clinton

 

Demócratas inician Convención, juntos pero no unidos

Filadelfia. El precandidato insurgente Bernie Sanders afirmó esta noche que “Hillary Clinton tiene que ser la próxima presidenta de Estados Unidos”, pero reiteró que la “revolución política para transformar este país” continuará.

El lema de este primer día de la Convención Nacional Democrata era “Juntos Unidos”, pero esta noche, juntos estaban, pero lejos de estar unidos.

Arrancó este espectáculo político de cuatro días que culminará con la coronación de Hillary Clinton como la primera mujer candidata presidencial de uno de los dos partidos nacionales, pero desde el primer momento -y a pesar de que Sanders endosó a la candidata de manera incondicional- se exhibió la profunda división y antipatía entre las filas del partido de cada candidato.

“Bernie, Bernie, Bernie” se coreó desde el inicio de esta sesión, incluso interrumpiendo a los primeros oradores que son los “oficiales” de la convención, mientras otros respondían “Hillary, Hillary”. Había exhortaciones al respeto, e intensos esfuerzos de operativos tanto de Clinton como Sanders para intentar calmar los ánimos. Después de ser regañados, algunos se pusieron cinta adhesiva sobre la boca. Los fieles de Sanders no estaban de humor para respetar a los dirigente partidarios.

Correos electrónicos del Comité Nacional Demócrata, y la presidenta del partido, la representante Debbie Wasserman Shultz, filtrados por Wikileaks acababan de comprobar que habían manipulado y buscado influir en las elecciones primarias contra Sanders -tal como había acusado su campaña a lo largo de los últimos seis meses.

Anoche, horas antes de iniciar la convención, la presidenta del partido fue obligada a renunciar – algo sin precedente- y el comité nacional, bajo su nueva presidenta interina Donna Brazile, ofreció hoy una “sincera y profunda” disculpa a Sanders y a sus seguidores.

Por lo tanto, esta noche, toda la atención estaba enfocada sobre Sanders, el precandidato presidencial progresista más exitoso de la historia moderna -con 13 millones de votos y más del 46 por ciento de los delegados en esta convención (casi mil 900). Cuando apareció como el último orador de la noche y después de una ovación de casi tres minutos, su mensaje fue que su “revolución política” continuará pero dejó claro que la tarea inmediata es derrotar a Donald Trump al apoyar Clinton.

“Juntos… hemos iniciado una revolución política para transformar a Estados Unidos y esa revolución -nuestra revolución- continua. Las elecciones van y vienen pero la lucha del pueblo para crear un gobierno que nos represente a todos y no solo al 1 por ciento -un gobierno basado sobre los principios de justicia económica, social, racial y ambiental- esa lucha continua”.

Reconoció sus diferencias con Clinton, pero abundó que sobre algunos de los temas más importantes -la disparidad económica, una reforma migratoria, el respeto a los derechos de las mujeres y los gays, el cambio climático, salud como derecho y educación superior gratuita, entre otros- la candidata comparte esas preocupaciones, y ante la amenaza de Trump, subrayó: “Hillary Clinton tiene que ser la próxima presidenta de Estados Unidos. La opción no está ni siquiera cerca”.

Festejó que este movimiento ya había logrado cambiar el Partido Demócrata adoptando “la plataforma más progresista del partido en su historia” y dejando entender que Clinton había adoptado algunas de sus posiciones incluyendo, entre otras, la oposición al Acuerdo Transpací ico, la educación gratuita en universidades públicas y un incremento en el salario mínimo.

Pero por ahora, sus delegados siguen enfurecidos con Clinton y eso quedó claro a lo largo de este primer día. De hecho, circulaban versiones de que una amplia parte de los delegados de Sanders estaba contemplando obstaculizar la nominación formal del senador Tim Kaine como candidato a la vicepresidencia, ya que su selección por Clinton fue percibida como una bofetada a las fuerzas progresistas del partido. Kaine es criticado por progresistas por sus vínculos cercanos a Wall Street, y hasta la semana pasada, su apoyo a acuerdos de libre comercio (tan recientemente como el pasado jueves aún defendía el Acuerdo Transpacífico hasta que no, después de ser seleccionado por Clinton).

Tal es la animosidad contra Clinton entre delegados de Sanders, que en una reunión esta mañana con su líder, que cuando dijo que era hora de sumar fuerzas para elegir a Clinton para derrotar a Trump, varios de ellos lo abuchearon.

A la vez, todos aquí entienden que su principal problema no es Sanders sino Clinton. Nunca en la memoria reciente ha habido una candidata por ser coronada tan impopular a estas alturas de una contienda electoral. Por lo tanto, en este primer día de la convención -como seguramente será el caso a lo largo de la semana- un énfasis será sobre qué tan terrible es la amenaza de Trump para el país, y que por ello es vital votar por Clinton.

Michelle Obama, figura muy popular en el país, sostuvo en su turno que la elección es sobre “quién tendrá el poder para formar a nuestros hijos durante los próximos cuatro u ocho años” y que la única en quien confía para eso sería Clinton. Y remató: “necesitamos hacer lo que hicimos hace ocho y cuatro años”, al afirmar que no se podía permitir al país bajar a lo que representa Trump. La primera dama fue presentada por un video sobre sus esfuerzos producido por el director de las películas “Viaje a las estrellas” J.J. Abrams (no se sabe por qué se escogió a alguien famoso por obras de ciencia ficción).

La senadora Elizabeth Warren, tal vez la legisladora más temida por Wall Street, y una de las figuras progresistas más importantes en el país por su feroz crítica al sector financiero, y quien ha servido de puente entre Sanders y Clinton, también tomó el micrófono para alertar sobre la amenaza de Trump para este país.

Paul Simon, muy atinado en este primer día de una convención desunida, cantó su viejo éxito “Bridge Over Troubled Water” (Puente sobre aguas turbias).

Este contenido ha sido publicado originalmente por La Jornada, el 25 de julio de 2016, en el siguiente enlace: http://www.jornada.unam.mx/ultimas/2016/07/25/democratas-inician-convencion-juntos-pero-unidos

Notas relacionadas:

 

Bernie Sanders apoya a Clinton y completa la unidad demócrata frente a Trump

Los hasta ahora rivales participan en su primer mitin conjunto en New Hampshire
“Haré lo que pueda para que sea la próxima presidenta de Estados Unidos”, dice el senador de Vermont

El veterano izquierdista Bernie Sanders anunció este martes su respaldo a Hillary Clinton en su carrera a la Casa Blanca tras haberle disputado la candidatura demócrata hasta el último suspiro. “Voy a hacer lo que pueda para asegurar que será la futura presidenta de Estados Unidos”, dijo Sanders en un mitin conjunto. Así acabó la dura campaña sanderista, una sacudida inesperada para Clinton, y se completó la unidad del partido demócrata para derrotar al magnate republicano Donald Trump en las elecciones presidenciales de noviembre.

Sanders ha sido irredento. Hace casi 40 días que Clinton cuenta con los delegados suficientes para erigirse en candidata demócrata, pero el político ha mantenido su candidatura para obligar a los demócratas a virar a la izquierda. Este martes, en el estado de New Hampshire, escenario de la firma de la paz y donde Sanders ganó la primarias, este aseguró que su otrora rival “será una presidenta excepcional”.

Para lograr este acercamiento, Clinton ha tenido que aproximarse a algunas de las metas sanderistas: se ha comprometido a impulsar un plan sanitario que mejora notablemente los fondos para la próxima década, lo que ha recibido el aplauso de Sanders, y ha asegurado que, si llega a la Casa Blanca, eliminará la matrícula estatal para aquellas familias con ingresos de hasta 125.000 dólares.

Atrás quedan duros debates durante las primarias en los que el Sanders llegó a cuestionar la honradez e independencia de la exsenadora por Nueva York por sus ingresos por parte de Goldman Sachs y por las elevadas donaciones que su campaña recibía de los grandes grupos económicos.

Clinton ha abrazado algunas de las metas ‘sanderistas’ en sanidad y universidades para lograr el acercamiento

“Hillary Clinton entiende que debemos arreglar una economía que está manipulada y que manda la mayor parte de la riqueza al 1% que está arriba. Sabe que si alguien trabaja 40 horas a la semana en América, esa persona no debería vivir en la pobreza”, señaló., y pidió a sus seguidores que miren hacia adelante. “Ella cree que hay que subir el salario mínimo”, dijo, mientras que “su oponente cree que los estado deberían poder reducirlo o abolirlo”, resumió.

La bendición de Sanders supone un importante espaldarazo para Clinton ante los votantes más progresistas, que la consideran quintaesencia delestablishment y no le perdonan sus vínculos con Wall Street. También fue significativo el apoyo que ganó de la senadora de Massachusetts Elizabeth Warren, icono de la izquierda en el partido, o el acto de campaña con Barack Obama demostraron que el popular presidente americano va a ser una entusiasta clintonista ante Trump. “Con su ayuda, estamos uniendo fuerzas para derrotar a Donald Trump, ganar en noviembre, y sí, juntos construir un futuro en el que todos podemos creer”, dijo Clinton, quien aprovechó el acto para pedir el fin del “racismo sistemático” que aún sufre el país y la retirada de “armas de guerra” de las calles, en referencia a los sangrientos sucesos de la semana pasada.

A sus 74 años, Sanders, declarado socialista en un país en el que este término era hasta hace poco como mentar la bicha, dio mucha más batalla de la esperada en las primarias, al lograr despertar el entusiasmo del voto joven con su “revolución política”.

Clinton será formalmente candidata la convención demócrata a finales de este mes en Filadelfia. Pero Portsmouth, el pequeño pueblo costero donde este martes se celebró el mitin, es ya para siempre un lugar especial para la candidata. Allí lloró hace ocho años, ante las cámaras, y se humanizó ante la opinión pública. Allí es donde ha logrado por fin el visto bueno del viejo rockero de la izquierda.

Este contenido ha sido publicado originalmente por El País, el 12 de julio de 2016 en el siguiente enlace: http://internacional.elpais.com/internacional/2016/07/12/estados_unidos/1468275477_158084.html